Los portadores de Huntington tienen un riesgo elevado (50%) de transmitir esta condición a sus descendientes, y por tanto tienen pocas opciones reproductivas.  El Diagnostico Genético Preimplantacional ofrece la posibilidad de tener un hijo sin transmitirle la enfermedad genética.

¿Cómo prevenir?

A pesar de que los individuos portadores de Corea de Huntington no presentan necesariamente problemas de esterilidad, es necesario realizar técnicas de Fecundación in Vitro para poder analizar los embriones y seleccionar aquellos que estén sanos para su transferencia al útero materno. El Diagnóstico Genético Preimplantacional (DGP) es un método de diagnóstico que se realiza en el embrión antes de su implantación en el útero. En las parejas con riesgo de transmitir anemia falciforme, el DGP informa sobre el estado de cada uno de los embriones concebidos, y permite que únicamente los sanos sean transferidos al útero materno. La técnica del DGP es el resultado de la combinación de una fecundación in Vitro y el análisis genético.

La técnica del DGP es el resultado de la combinación de una fecundación in Vitro y el análisis genético.

Pasos a seguir

¡Contáctanos! Nosotros te podemos ayudar y guiar en todo el proceso

Después:  Valoración por un genetista; es importante aportar todas las pruebas diagnósticas. En este estudio se  determinará si es factible la realización de DGP.

Para finalizar: Una vez ya aprobado el estudio, la paciente puede empezar ya con el tratamiento de estimulación para la fecundación in Vitro.

Si no se trabaja la prevención, en una generación más, existirán más de 90,000 enfermos